fbpx
Loader
el poder de la constancia

El poder de la constancia

Durante muchos años he escuchado lo de que si no te esfuerzas no consigues lo que quieres. Pero hemos malinterpretado la palabra. Esforzarse no significa pasarnos horas y horas delante mirando nuestro proyecto, implican muchas otras cosas. Por eso hoy quiero hablarte del poder de la constancia.
Además quiero indagar en el concepto y en cuáles son sus aliados y sus enemigos. Como no quiero quedarme en la teoría vengo con 4 + 1 práctica para que puedas incorporar en tu día a día y así hacer más sencilla la práctica de la constancia.

Para acabar comparto un reto de 5 días gratuito para que puedas trabajar ese objetivo que llevas tiempo postergando. Ahora tienes la herramienta, ¿pondrás tu tiempo?

LA CONSTANCIA

Siempre me gusta recurrir a la definición oficial de la palabra para poner objetividad en lo que escribo.

1. f. Firmeza y perseverancia del ánimo en las resoluciones y en los propósitos.

Al final lo importante de la constancia es tener un propósito claro y más alto de lo que podrías caminar de hoy para mañana. Y de esta manera es como la constancia se convierte en un aliado y no en un enemigo.

Me gusta pensar en la constancia como esa gotita de agua que cae poco a poco, día a día y que al principio no deja mucha huella pero al final es capaz de crear una gran huella.

Mis aliados en la constancia

La constancia es como un músculo, se puede trabajar. Para ello hay que entrenarlo con pequeños pasos que te acerquen a tu propósito o big picture. Ya te he hablado de ello en otro artículo y si quieres profundizar te invito a leerlo.

Mi aliado en la constancia es crear rutinas, rituales y hábitos alrededor de lo que a mi me gusta y se me da bien hacer. Ahora estarás pensando, claro, si yo quiero cambiar pero no me apetece ese cambio…entonces ¿qué?

Pues ahí está la clave, rodea ese hábito que a día de hoy te cuesta más que el resto para que te sea sencillo hacerlo.

Los enemigos de la constancia

Sinceramente el peor enemigo es uno mismo. Ser consciente de cómo te hablas y como con solo hacer somos capaces de romper creencias sobre ti mismo.

Esto es lo que me ha dado la fortaleza de continuar, vencerlo y llegar a donde estoy.

Muchas veces creemos al 100% lo que nuestra mente nos dice, y es que el 90% de lo que pensamos, depende de lo que hayas experimentado el día anterior.

Por ello entrenar tu mente para soltar, dejar pasar esos pensamientos te hará más fácil el camino hacia la constancia.

4 + 1 prácticas para trabajar la constancia en tu día a día

4 practicas para trabajar la constancia en tu día a día

Foto de cottonbro en Pexels

◆ Crea rituales: tómate un momento para ti en el día en donde el cuidado personal sea la prioridad.
◆ Agradece lo que llevas trabajado: mira hacia atrás, mira donde estás y lo lejos que has llegado.
◆ Medita para poder proyectarte hacia tu big picture.
◆ Reconoce tus éxitos frecuentemente
◆ Póntelo fácil, escribe el cómo, el qué, el dónde y el con quién, de qué manera. Rétate a ti misma.

Si estás dispuesta a probarlo, me encantará saber cómo lo llevas. Siempre me puedes escribir a hola@victoriarodriguez.es

¿Qué pasa cuando no tenemos constancia?

Siempre que quieras llegar a cumplir tus sueños, has de perseguirlo sin prisa pero sin pausa.

Algunos estudios nos hablan de lo mucho que reconocemos que hemos cambiado en los últimos 10 años, pero sin embargo no creemos que podamos cambiar nada en los próximos 10. Esto lo escuché a Maria Fornet en uno de sus magníficos podcasts. No dudéis en escucharla. Es pura inspiración.

Como mínimo el dato es curioso. Es curioso como juzgamos nuestra capacidad de toma de decisiones tan tajantemente. Ya que lo que sucede inmediatamente es que dejamos de trabajar el músculo de la constancia para conseguir nuestros sueños.

Creer en TUS próximos 10 años es lo que te hará acercarte a donde te plantees. Y fijate que hablo de acercarte, no de llegar. Una pequeña diferencia que puede marcar mucho tu determinación y tu constancia.

La constancia y el coaching: el aliado perfecto

La semana pasada os hablaba de qué es el coaching y cómo te puede ayudar a conseguir tus objetivos. Y hoy he querido profundizar en la constancia.

La constancia y el coaching pueden ser el aliado perfecto para conseguir ese objetivo que llevas demasiado tiempo postergando.

¿En qué me ayuda la constancia y el coaching?

Vivir con la constancia como aliada hace que tu confianza se dispare, la certeza de conseguir el objetivo cada vez es mayor, te acerca a tu realidad y te hace adaptarte a ella. Disfrutar de la constancia es aprender a vivir desde la paciencia y el disfrute.

¿Qué puedo conseguir?

Cuando el trabajo del coaching se realiza desde la constancia y no desde los resultados inmediatos, es posible conseguir lo que llevas tiempo aplazando. Trabajar con amor, con delicadeza, desde tu bienestar interior es importante para que realmente llegues a donde tanto quieres llegar.

Auto coaching: trabaja tu compromiso durante 5 días conmigo.

Como cada semana, te traigo un ejercicio de auto coaching para trabajar en este caso constancia. Pero esta semana no solo eso, sino que además vengo con un reto gratuito de 5 días para trabajar la auto eficacia donde te doy píldoras para conseguir tus objetivos.

Trabaja tu compromiso durante 5 dias de forma gratuita

Foto de cottonbro en Pexels

Cada día te llegará un correo electrónico a tu bandeja de entrada con un audio para que puedas disfrutar de esos 5 minutos contigo.

Si quieres apuntarte, te dejo aquí el link.

Espero que este reto te dé claridad, y si no lo han hecho te invito a que vuelvas a los audios en otro momento.

Si algo de todo esto te ha resonado y quieres ahondar más, puedes ir a mi blog o apuntarte a mi newsletter. Sigue en la búsqueda, no te rindas, no dejes de intentar salir de tu incomodidad. Fuera de ella hay un mundo de posibilidades.

Te dejo otros recursos que te pueden interesar:

20 reflexiones para trabajar en ti misma. 

La guía que inspira a cambiar tu liderazgo.

Y para empezar a trabajar conmigo puedes hacerlo aquí.

Un abrazo fuerte,

Victoria

Sin comentarios

Escribe un comentario