fbpx
Loader

Como delegar de manera asertiva y eficaz en mi equipo.

Ojalá todo lo que nos propongamos sea igual de fácil de pensarlo que hacerlo. La realidad es que no es así. Que siempre es más complicado hacerlo que pensarlo.
Cuando hablamos de delegar pasa algo parecido. Por eso hoy te quiero dar algunas claves para que te sea sencillo delegar en tu equipo. Para qué pasar de pensarlo a hacerlo no te sea tan complejo. (Si quieres saber porqué hablo de complejo y no complicado, lee este párrafo). Por eso hoy te traigo este título: como delegar de manera asertiva y efizas en mi equipo.
Y quiero hacer un matiz aquí. A lo largo de estos párrafos verás que hablo de equipo, cuando hablo de equipo me refiero tanto para el ámbito profesional como personal. Puede ser cualquier relación que sean más de 2 personas. Tu pareja, tu vecino, tus amigos, tus compañeros de trabajo.

Los obstáculos en la comunicación

Siempre que hablo de comunicación me gusta empezar por los obstáculos en la comunicación. Y muchos de ellos te sorprenderán, pero haz el ejercicio de pensar ¿cómo me siento yo cuando XXX?

Los obstáculos de la comunicación. Dar soluciones. Ordenar, Ridiculizar. Aconsejar.

¿Cuál te ha sorprendido más?
Consejos para comunicar en tu equipo de manera eficaz
Ahora que ya has descubierto cuales son los mayores obstáculos en tu comunicación vamos a pasar a la parte más práctica.

Las 3 +1 clave para comunicar mejor = delegar asertivamente y eficaz en tu equipo

Allá van 3 claves que puedes usar para comunicarte, tanto con tu equipo como con tu pareja, tus amigos o con quien quieras comunicarte.

  1. Deja a un lado los juicios sobre la situación. Observa el hecho sin juicios.
  2. Ahora piensa en qué emoción te despierta este hecho.
  3. Una vez tengas la emoción, piensa en qué necesidad te está pidiendo que no implica a un tercero.
    + 1 Por último haz la petición transmitiendo el mismo ejercicio pero esta vez pensando en el otro.

Y taraaan, aquí tendrás una mejora en tu comunicación. Tengo que confesarte que es algo más complejo que estas pequeñas claves introductorias, pero me parece apasionante cómo somos capaces de descubrir nuestras realidades con algunas pinceladas, así que te animo a investigar y a seguir a tu curiosidad si te ha gustado esta pequeña introducción a la comunicación no violenta. Para poder combinar la comunicación con la delegación es vital que primero domines tu comunicación y sobretodo que profundices en tus necesidades primero. Mucho antes de ir hacia las necesidades del otro.

Delegar y comunicar

Aunque no lo creas son dos partes muy diferentes del proceso de delegación. Cuando hablamos de delegar hablamos de que deberíamos empezar a delegar cuando nuestra capacidad operativa y estratégica supera nuestro 70% del tiempo.
Antes de decidir delegar te recomiendo poner sobre el papel todos los procesos que realizas en tu día a día. Pero no de cualquier manera, te propongo una herramienta para hacerlo.

La herramienta clave antes de delegar

Ahora que ya sabes que estás por encima del 70%, vamos a pasar a plasmar por áreas tus procesos en una herramienta que se llama ‘customer journey’. Yo tengo esta herramienta personalizada, si la quieres solo tienes que escribirme a hola@victoriarodriguez.es y te la envío.

En ella vamos a dejar escrito todo el proceso ya sea de tu día a día o de tu negocio, pensando cómo se va a sentir mi cliente en cada una de las fases.

Además para describir cual es tu % actual, te recomiendo utilizar toggle, una herramienta gratuita que te permite registrar tus tiempos por tareas y proyectos de manera individual.

4 tips para delegar asertiva y eficazmente

Antes ya hemos hablado de la parte práctica en la comunicación pero quiero dejarte además 4 tips a la hora de delegar.1. Haz una lista con todas las tareas que aunque conllevan una responsabilidad te gustaría delegar.
2. De esta lista, ¿hay algo que puedas hacer más pequeño? No empieces delegando una gran responsabilidad, da miedo y este puede paralizar.
3. Crea un sistema en tu equipo en el que tú no tengas que ser el “push” sino que ellos solos puedan ir haciendo “pull” a medida que vayan acabando el trabajo pendiente.
4. Delegar no es sinónimo de evasión de responsabilidad, todo lo contrario, sigue estando de tu lado, pero delegas la ejecución.

Delegar siempre conlleva controversia y dudas pero te aseguro que tener un equipo honesto, transparente y que sepan aprender continuamente no tiene precio. ¿Es tu momento?

Los 3 niveles para delegar

Para mi es muy importante que te sepas identificar y colocar en dónde estás. Conocer desde qué punto partes es clave para delegar. Porque de la otra manera quizás empieces por donde no es tan necesario como tu creías.

De estos 3 grupos, ¿en cuál estás?

-2 personas, lo que necesitas es orden y organización, probablemente puedes empezar por dar transparencia al trabajo pendiente, en curso y terminado de vuestro día a día.
2-9 personas, empezamos a coger forma y número de personas dentro del equipo.
+ 10 personas, siempre digo que más de 10 significa “diversificar”. Vamos que es hora de repartir las responsabilidades de una manera eficaz.

¿Y de estos 3 niveles?

Nivel 1_ Estoy empezando a crecer y no quiero que a futuro se me haga bola.

Nivel 2_Estoy en dedicando pocas horas a mi estrategia de negocio, lo que me impide organizar mi día a día y empiezo a notar que no llego a mis clientes.

Nivel 3_ Tengo equipo a tiempo completo pero no sé como hacerlo para llegar a nuestros objetivos.

¿Te sientes identificada con alguno?

La cuestión como decía al principio, no es pensarlo, es hacerlo. Así que te lanzo una pregunta: ¿Qué vas a hacer de diferente luego de leer este artículo?

¡Gracias por tu tiempo y por haber llegado hasta el final!

Un abrazo,

Victoria.

Sin comentarios

Escribe un comentario